Luto nacional
 
31 de octubre de 2020
 
   
     
     
Últimos artículos
Ahí os quedáis [ABC]
El casadazo [ABC]
Registren a este Gobierno [ABC]
Un chulángano aquí y un rey allí [ABC]
La tormenta perfecta [ABC]
Estafa [ABC]
La jodienda [ABC]
ABC
VER-ORIGINAL
23 de septiembre de 2011

FIN DEL ZAPATERATO


Demos por muerta esta pesadilla.
Aquel que llegue después de las elecciones habrá de torear con el mal sueño de 2012

 

CUANDO una legislatura se acaba, algo de nosotros muere con ella. La presente lo hace entre estertores característicos de final de siglo; tanto es así que damos por bien muerta nuestra parte con tal de que se lleve por delante todo el resto. Muere el «zapaterato» con una caída bursátil sintonizada con el resto de Europa a cuenta, dicen, de la Operación Twist, que es un cambalache yanqui de cambio de deuda a corto plazo por otra a largo que, por lo visto crea inflación y una suerte de sarpullido en la piel de los niños menores de siete años. Y muere con el coro patrio cantando aquello de «se va el Faisán, se va el faisán, se va para Barranquilla…». Muere también con el último sainete que ha brindado un Consejo de Administración de Radio y Televisión Pública, el de RTVE, a cuenta de mostrar quién es más mostrenco en el ejercicio del sectarismo y del control mediático de la información. Quien esto escribe ha trabajado en radios y televisiones dependientes de administraciones gobernadas por los dos grandes partidos: puedo asegurar que ambas formaciones se caracterizan por considerar suyos los medios de comunicación y por instrumentalizar a su antojo —o al menos intentarlo— la poderosa máquina comunicativa e informadora. Este postrer numerito de consejeros de varias formaciones pretendiendo establecer censura previa en los informativos de la principal cadena pública española indica a las claras con quién nos jugamos los cuartos los periodistas. Tampoco de nosotros puede decirse que seamos un jardín de luz «con el tiempo dentro»: al igual que hay consejeros sectarios, proliferan en las redacciones de medios públicos auténticos comisarios políticos de los que habría que huir como gato escaldado del agua. Muere el «zapaterato» y lo hace con la máquina productiva española literalmente muerta, con las reformas a medio hacer, con el paro a punto de volver a tomar carrerilla, con la banca empobrecida, con la nación desestructurada, con la justicia enmohecida, con la deuda disparada y con las previsiones de crecimiento económico para el 2012 parecidas a las de la posguerra de los años cuarenta. Curiosamente muere con el ZP más responsable de sus casi ocho años de mandato, pero muere entre últimos gestos de demagogia electoral y entre el desmerengamiento de algunas estructuras del partido que ha dado sustento a los últimos gobiernos de España. Lo que le pase al PSOE, en fin, es problema del PSOE, pero lo que afecte al gobierno acaba siendo problema de todos y en este inicio del otoño comienza una atonía gubernativa que habrá de prolongarse hasta fin de año y que en nada conviene a un país que debe convencer al continente político y económico que tiene engrasados y en marcha los mecanismos de toma de decisiones; urgentes la mayoría.

Y encima, por si fuera poco, algunos frikis abandonan el hemiciclo sin la certeza de que volvamos a verlos a la vuelta del 20-N. ¿Qué haremos muchos comentaristas sin un cretino del tamaño de Joan Tardá? El diputado de ERC tiene pocas probabilidades de repetir —en función de las expectativas electorales de su partido— y eso me tiene desconsolado. Un homínido político de sus características siempre es necesario para establecer el límite que separa la estulticia de la pura idiocia. Afortunadamente, su formación y alguna otra tienen un importante banquillo con el que suplir sus fascinantes entregas, pero algo me dice que nunca será lo mismo.

En resumen, demos por muerta esta pesadilla. Aquél que llegue después de las elecciones —y sólo pueden llegar dos— habrá de torear con el mal sueño de 2012, el que dicen será el peor año de la crisis. Que a tenor de lo pasado, como no nos rebanen el cuello ya no sé en qué puede ser peor.


enviar a un amigo comentar
[Se publicará en la web]
facebook

Comentarios 0

Traducir el artículo de 


Buscador de artículos
Título: 

En el texto del artículo

Texto de búsqueda: 


Administración
  Herrera en la red
  Herrera en imágenes
  Sitios que me gustan
 
©Carlos Herrera 2003, Todos los derechos reservados
Desarrollado y mantenido por minetgen, s.l.